sábado, mayo 18, 2024

Regístrate aquí

Construyendo el futuro en un Paraguay generoso

Don Joselito Burga Vázquez, es un peruano nacido en la provincia de Chota, una de las 13 que conforman la región de Cajamarca en el noreste del Perú. En sus casi 49 años, aprendió que en la vida no se consigue nada sin sacrificio. Y vaya que él lo aprendió y, testigo de ello, son las cicatrices en sus rodillas de las veces que se cayó y volvió a levantar a pesar de las crisis económicas que a veces atacan sin piedad. Sin embargo, la sangre heredada de su terruño y la solidaridad con que lo acogió el Paraguay así como la fuerza de su gente, se convirtió en un injerto que prendíó en don Joselito en esa mixtura que le permitió salir adelante. Bien dicho está que “patria no es donde se entierro los huesos de los ancestros sino donde se ve crecer a los hijos”, y él tiene sus cinco hijos en Paraguay. Aquí la entrevista con un hombre que le puso el pecho a la adversidades. Y es que él sabía que si era sincero, amable, honrado y trabajador, encajaría en cualquier lugar: Aikuaa porã chedeprovechotaha oimeraẽ lugárpe chesinséroramo, cherory, cheonrrádo ha cheguáporamo”.  A continuación, Don Joselito, nos cuenta el secreto de su éxito.

-Megalabs (Mg): Está lejos de su provincia natal en el Perú, ¿qué lo llevó a migrar con la familia al Paraguay?

-José Burga (JB):  Bueno, desde muy joven me dediqué a los negocios, así que en 1990 cuando el expresidente del Perú Fujimori, dio el paquetazo económico, decidimos con mi esposa irnos a Bolivia. Ese era un lindo mercado, pero había algo que no nos llenaba. Y sabe…no todo es dinero. Así que en un viaje que hicimos a Paraguay con mi señora, dijimos: “este país es el lugar para criar hijos”. Así que hace casí tres decadas hechamos raices en esta tierra generosa y comenzamos a construir, a levantar un futuro.

En una foto del recuerdo, de hace varias decadas, don Joselito Burga cuando llegó al Paraguay. Entonces, en medio de los fierros de construcción, comenzó a levantar un futuro en nuestra tierra tan generosa.

Cómo le puedo explicar, que le digo… los paraguayos son personas extremadamente hospitalarios. Se preocupan todo el tiempo de que uno esté bien, de que uno no la pase mal. Le abren su casa, le presentan a su familia, le invitan tereré, y si hay oportunidad hasta un asado. Cuando llegamos, había gente que recién nos conocían y que se preocupaban para que no nos sintiéramos solos al recién comenzar en otro país.

MG: ¿Cómo se animó a emprender en el negocio farmacéutico, siendo un rubro complejo?

JB: Hace años estuve vinculado a la producción de especialidades fitoterapéuticas, y siempre tuve la inquietud de embarcarme en el negocio de la farmacia. Así fue como hace unos 12 años, nos iniciamos en la bella ciudad de Lambaré con la primera farmacia que bautizamos en honor al país que nos acogió: “Farmacia Guaraní”.

Con el tiempo llegamos a tener 10 locales, pero fuimos reduciendo el número de puntos de venta para concentrar el esfuerzo comercial en Asunción. Esa decisión fue por varias razones, una de tipo económico y la otra, es que aquí estamos en el corazón del mercado 4, sobre Dr. Gaspar Rodríguez de Francia, desde donde también somos como una farmacia mayorista llamada “Mi farmacia”, y podemos abastecer a algunos colegas en el interior del Paraguay.

Don Joselito con su hija Johana en la puerta de su local “Mi Farmacia” en el corazón del mercado 4, sobre Dr. Gaspar Rodríguez de Francia. “Desde donde también, somos como una farmacia mayorista.

MG: Es decir ¿comienzos duros y cuesta arriba para haber reducido los puntos de venta de 10 a 1?

JB: Lógico, porque nos metimos con todo, y tuvimos que aprender en el camino y este rubro es un poco complicado. Pero salimos adelante, saldamos todos los pendientes y ahora está dando frutos, y con sólo un punto nomás.

También preferimos centralizar la operación en Asunción, porque tengo la oportunidad de ver otro tipo de negocio en artes gráficas mediante una imprenta.

También preferimos centralizar la operación en Asunción, porque fundé un negocio de artes gráficas y tenemos una imprenta. En la foto: “dos de nuestros colaboradores de origen parguayo, son profesionales muy calificados.

MG: ¿Cómo se multiplica para estar presente entre la farmacia y la imprenta?

JB: Tengo cinco hijos: Yoshiro, Félix Junior, Luz, Johaha y la más pequeña Yomara, que nació en Brasil y algunos de ellos van alternándose entre la farmacia y la imprenta

Por ejemplo, en estos meses, la farmacia está a cargo de Johana, ella tiene 21 años, y también estudia administración de empresas. Y mi otra hija Luz, está ahora en la imprenta, ella estudia ingeniería civil. Después se cambian, como en ajedrez, un enroque.

Johana es joven tiene sólo 21 años, pero es muy responsable en la administración de la farmacia.  Mantiene un buen inventario y reposición que es diario. Y esto es muy importante, porque muchas farmacias no tienen éxito precisamente por eso.

De qué sirve comprar productos con poca rotación si al final se terminan venciendo. Entonces en la reposición está el éxito, y hay que saber reponer los producto que salen. Así que estudiamos cuánto y qué productos salen semanalmente y/o mensualmente, así vamos pidiendo para la semana.

“Uno de los secretos de nuestro éxito es que mantenemos un buen inventario, y la reposición es diariamente”.

MG: Tras 12 años ¿siente que ha logrado posesionarse en un mercado tan competitivo como el paraguayo?

JB: Mire, este rubro, tiene que estar muy bien administrado para que funcione y posicionarse a pesar de la competencia. Y eso que acá, hay laboratorios que tienen su cadena de farmacia; entonces competir con ellos es medio complicado, sin embargo, como dice el refrán:  hay que seguir para adelante, siempre para adelante, nunca para atrás, ni siquiera para tomar impulso.

MG: ¿Y cuales son sus principales estratégicas para competir?

JB: A diferencia de otros farmacias, que se concentran muchas veces en vender sus propios productos, nosotros tenemos una gama más amplia de medicamentos, más variados para los pacientes, como son los importados, como son los de Megalabs. Esto nos permite: buenos precios; una buena relación comercial; buenas promociones del laboratorio que trasladamos a los clientes; productos efectivos y de garantía para los pacientes, que inclusive los médicos reconocen.

Imagínese que recomendamos un producto que no le funcioné al cliente, no vienen más a comprar. Simplemente se cruza de vereda.

MG: ¿Prefieren los genéricos o importados?

JB: Acá los genéricos muy pocos se venden, la mayoría de los genéricos vienen con marca comercial y son nacionales.

Pero mi farmacia prefiere los medicamentos importados porque estamos más seguros, claro. El nivel de calidad es otra cosa, un laboratorio uruguayo o argentino le da otro nivel. Entonces, como le digo, nosotros también nos sentimos protegidos al vender un producto que tiene bueno resultados ¿se da cuenta?

Y entre el precio de un nacional y uno importado, prefiero no comparar por los precios, sino por la calidad. A un cliente al que se le recomienda un medicamento de calidad que tenga buenos resultados, ese cliente no solo regresa, sino esta agradecido con nosotros.

En nuestra farmacia preferimos los medicamentos importados porque estamos más seguros claro. A un cliente al que se le recomienda un medicamento de calidad que tenga buenos resultado, ese cliente no solo regresa, sino esta agradecido con nosotros”

MG: Según usted, ¿cuáles son los tres puntos básicos para fidelizar a los clientes?

JB: Primero es la atención, segundo es la atención y tercero es la atención. El cliente siempre, siempre tiene que sentirse en familia. Nosotros capacitamos al personal, sobre la atención al cliente y eso repercute en la respuesta posterior de la gente.

Es decir, la capacitación a nuestros colaboradores, repercute en un soporte para el cliente, porque nuestra gente conoce lo que va a ofrecer y hasta cierto punto, poder brindar un consejo que sirva.

Nuestra gente si bien está preparada para ofrecer y recomendar –dentro de ciertos límites– el tipo de producto adecuado, siempre damos preferencia a lo señalado en las recetas.

Hay muchas farmacias que cuando llega el paciente le cambian la receta por otro producto. Nosotros preferimos no cambiar lo que el médico prescribió.

Nosotros capacitamos al personal, sobre la atención al cliente y eso repercute en la respuesta posterior de la gente”.

MG: Porque al final de cuentas, el médico es el que sabe.

JB: Claro, lógico, lógico, exactamente, el médico es el que conoce… nosotros somos el complemento para un buen tratamiento.

MG: ¿Y si no tienen el medicamento exacto de la receta qué hacen?

JB: Mire hay que tener la farmacia bien surtida como para que no venga un cliente y tengamos que decirle: “no tenemos”.

Y si en ese momento no lo tenemos, le damos al cliente opciones para llevárselo por delivery. Le decimos: “No se preocupe, quédese tranquilo que se lo conseguimos”; no sólo tratamos de no perder la venta, sino lo más importante, es que el cliente se sienta bien atendido.  

“El médico es el que conoce… nosotros somos el complemento para un buen tratamiento y respetamos la receta. Eso también es parte del éxito, porque sabemos que ofrecemos al cliente un fármaco de calidad”.

MG: O sea, ¿tienen todas las herramientas para que sus colaboradores pongan en práctica el concepto que el cliente es un socio más?

JB: Exacto, este es un negocio, de estar con los oídos bien abierto con los clientes, hay que estar atento, ser rápido y despierto. Gracias a Dios, tenemos éxito en las ventas de nuestra farmacia. Ahora más, a través de las redes sociales y el delivery.

MG: En este local ¿cuántos colaboradores trabajan con usted y en qué horarios?

JB: Y tenemos dos turnos, cerca de 6 personas por turno, de 5 de la mañana a 7 de la noche. El sábado es igual y los domingos hasta la 1 de la tarde. Y descansamos dos veces al año, solamente el 25 y el Viernes Santo.

MG: ¿Cuántos clientes presenciales atienden aproximadamente por día?

JB: Debemos tener unas 400 facturas por día, por ahí.

Nosotros le damos un buen precio al cliente. Por eso tenemos éxito y llega mayor cantidad de gente a comprar por el ahorro que encuentra”.

MG: ¿Y con la pandemia, cómo te fue?

JB: No afectó tanto, nos pudimos mantener e hicimos mucho delivery. Inclusive ahora tenemos cuatro chicos con moto.

MG: ¿Cómo se ha desarrollado con en el tema de los descuentos versus las cadenas?

JB: Nosotros estamos por debajo, del descuento de las cadenas, le hacemos un buen precio al cliente. Por eso tenemos éxito y llega mayor cantidad de gente a comprar por el ahorro que encuentra. Entonces, por el volumen que compramos, podemos conseguir descuentos que le trasladamos a nuestros clientes, ganamos menos, pero movemos más.

MG: O sea, tienen menor puntaje, pero por el volumen están generando rentabilidad.

JB: En la rotación esta el secreto, eso es lo que ayuda.

MG: ¿Y cómo le va con Megalabs? ¿Qué tipo de ayuda encontró?

JB: Hemos encontrado muy buena ayuda. Con las promociones siempre están detrás nuestro y a veces hasta compramos al contado para conseguir buenos descuentos. Estamos trabajando muy bien, hemos hecho una buena alianza y tienen muy buenos precios. Entonces nos da margen y ese margen es importante, porque es un producto, que le puedo asegurar a usted que se vende.

Mire… Megalabs es una marca de prestigio y posicionada a nivel internacional, entonces sabemos que estamos con los productos adecuados.

Mire… Megalabs es una marca de prestigio y posicionada a nivel internacional, entonces sabemos que estamos con los productos adecuados”.

MG: ¿Cómo compite con lo con el aparataje publicitario de las cadenas?

JB: Nosotros llegamos muchísimo a través de las redes sociales y, por supuesto, la recomendación de la gente, que es lo más importante.

MG: ¿Y ha cambiado en algo el negocio desde que tienen presencia en las redes?

JB: Sí, y ha cambiado el negocio, está produciendo y sabemos que está yendo para adelante. Tanto, que pensamos abrir también una distribuidora, creo que en el 2022 estamos.

MG: ¿Cómo imagina la atención de las farmacias en Paraguay dentro de 10 años?

JB: En 10 años creo va a ser a través de las redes, hay que informatizarse, capacitar más al personal.

“Nosotros llegamos muchísimo a través de las redes sociales y, por supuesto, la recomendación de la gente, que es lo más importante”.

MG: Qué es lo que más le atrae en lo profesional, me dijo que el amor por la medicina y por servir a los demás.

JB: Claro, y es la satisfacción que da cuando a la gente el producto que se le vendió le hizo bien, eso es importantísimo.

MG: Y eso recompensa mucho, lo que uno hace en la vida.

JB: Lógico ayuda mucho a seguir y ampliándose, capacitándote para servir a los clientes.

MG: Imagino que le ha rezado a Dios para que lo ayude en cada uno de sus pasos.

JB: De todas formas, sin él no hacemos nada, nos debemos siempre en cada mañana pedirle que nos encaminen el día a día.

MG: ¿Quién es el santo de su preferencia?

JB: Soy devoto de un Señor que está en Perú, que se llama el Señor de Muruhuay. El Señor de Muruhuay es una imagen de Cristo crucificado que está pintada sobre una roca y es muy milagroso.

El Señor de Muruhuay es una imagen de Cristo crucificado. Está pintada sobre una roca, que se alza en el centro poblado de Muruhuay, en el Departamento de Junín, en los andes centrales del Perú.

MG: ¿Y le pide cosas al Señor de Muruhuay?

JB: Le agradezco siempre en las buenas y en las malas.

MG: ¿Y qué ha hecho por usted el señor de Muruhuay?

JB: La verdad que nos da la fortaleza para seguir, eso es lo que le pedimos, verdad, no pedimos milagros, pedimos que nos dé la fortaleza para poder encaminarnos bien y sobre todo, salud para toda mi familia.

MG: ¿Familia que ha visto crecer en el Paraguay?

JB: Así es, crecieron estudiaron y progresaron gracias a la gran generosidad del Paraguay.

“Gracias a esta tierra tan generosa, he podido ver crecer a mi familia”.

MG: Qué recomendaría aquellos que quisiera emprender con una farmacia?

JB: Que luche por sus sueños incansablemente y que tengan fe en Dios. Y si tienen hijos, que la mejor herencia que le podemos dejar es el buen ejemplo a través del estudio y el trabajo.

Otros artículos

Últimos Articulos